jueves, 1 de abril de 2010

Con nombre propio

Cuando en 2005 me propuse crear mi primer blog, pensé en una herramienta que pudiera ofrecer a mis alumnos información complementaria a los temas que tratábamos en clase. El nombre surgió casi sin esfuerzo: Planeta Historia (por entonces impartía también Geografía). Como en aquel momento no sabía muy bien cuál sería la herramienta de publicación de blogs que me sería más útil, me decidí por abrir uno en bitacoras.com (que aún se mantiene colgado en la red) y otro en Blogger, que desapareció cuando dejó de tener nuevas entradas durante un tiempo. Aquel planetahistoria.blogspot.com acabó en Brasil, si mal no recuerdo, y ahora ni tan siquiera te lleva a ninguna parte. Luego el nombre tuvo éxito y un profesor argentino, Mario Molina, lo convirtió en un agregador de blogs, estupendo por cierto, con la extensión .com.ar y que, desgraciadamente, hace meses que ha dejado de funcionar. Yo me uní a aquella comunidad, y en los correos con Mario (no le perdáis la pista, pues participa en diferentes proyectos como 'Hablemos de Historia') comentamos el asunto del nombre; la inactividad de mis blogs le animó a usarlo para su proyecto. Así que tuve que añadir el artículo "el" para evitar confusiones, como ya expliqué en mi regreso.
Ahora siento que cierro el círculo. Este blog ya tiene su nombre como dominio (www.planetahistoria.com) y de alguna manera regresa a sus orígenes. Y me gusta, la verdad.

3 comentarios:

Alberto Gamarra dijo...

Hola, Pablo:

A este paso, vas a convertir tu bitácora en un documento histórico. Felicidades por la adquisición del dominio.

Un saludo

Blogs de Christian, GCC. dijo...

Enhorabuena por estos tres años del blog, que con el dominio se consolidan definitivamente Saudos.

M@riel dijo...

Muchas felicidades por esa adquisición del dominio, y aún más claras estas felicitaciones tras haber leído la trayectoria que ha seguido el proyecto.
Un abrazo.